Si ya las usas o quieres comprar unas gafas progresivas en Alcobendas eres conocedor de que al ser de una tipología tan específica requieren cuidados especiales. Las gafas son un producto más delicado de lo que parece y han de tener unos cuidados especiales. Por ello, te dejamos unos consejos para que sepas prolongar la vida de las mismas.

La primera recomendación que siempre hacemos es usar una funda rígida. Somos conscientes de que las fundas flexibles son más bonitas, ligeras y estéticas, pero a la hora de la verdad no son más que eso: estética, y todo lo que ganan en comodidad lo pierden en protección ante los golpes. Por lo que si vas a comprar unas gafas progresivas en Alcobendas, teniendo en cuenta que son un producto bastante delicado, pide una funda rígida ya que estarán mucho mejor protegidas ante caídas o impactos.

El segundo consejo es evitar que las gafas reciban calor o estén expuestas a altas temperaturas. Puede parecer una broma, pero hay casos en los que se han metido gafas en saunas. Aunque esto es poco común, las gafas pueden sufrir el calor en otros lugares como la playa. Si vas a entrar al agua aprovecha y guarda tus gafas en la funda para evitar que reciban directamente los rayos del sol. Esto servirá para prolongar su durabilidad.

Por último: usa gasas específicas y líquidos concretos para limpiarlas. Las gafas progresivas son delicadas ya que están reguladas para cambiar conforme las usas de cerca, media-distancia o de lejos, por lo que, no te la juegues y utiliza siempre material recomendado por profesionales para limpiarlas.

Si necesitas unas nuevas gafas progresivas o quieres saber más acerca de su correcto cuidado te recomendamos que vengas al Centro Óptico Valdavia, donde nuestros profesionales estarán encantados de resolver todas tus dudas y preguntas.